Escapadas
Plaza de Toros Catedral de Nuestra Señora de la Asunción
Destino

Ciudad de Tlaxcala

Recibe al viajero con su encanto especial, acogedora y alegre. Cada paso es el encuentro con el arte, la música, los aromas y las tradiciones.

Más información
Clima Actual muy nuboso 11
Húmedad 54%

Servicios en Ciudad de Tlaxcala

Tlaxcala es un pequeño estado, pero de enorme belleza; una encantadora ciudad colonial que esconde magníficos murales, hermosas iglesias y tradición taurina. Enclavado en el centro de la República Mexicana, Tlaxcala está limitado por los estados de México, Puebla e Hidalgo. En su territorio no cabe la palabra desperdicio. En pocos días podrás recorrer las maravillas que encierra, aunque siempre quedará algo por descubrir. Encontrarás naturaleza, historia, cultura y una de las cocinas más extravagantes del país.

La capital del estado más pequeño de México es una ciudad acogedora (ideal para recorrer a pie), pero con numerosos encantos: desde su plaza principal y el Palacio de Gobierno decorado con murales que narran la historia de la entidad, hasta la magnífica obra barroca de la Iglesia de Nuestra Señora de Ocotlán.

Hoy esta urbe presume de la amabilidad de sus habitantes y la tranquilidad de sus calles, siendo también el punto de partida para lanzarse al encuentro con sorprendentes zonas arqueológicas y bosques que cada año reciben miles de luciérnagas.

Tlaxcala, ‘lugar de tortillas o pan de maíz’ es también tierra de magueyes y, por lo tanto, de pulque; de volcanes, ríos y cascadas, lagunas, bosques e incluso ‘desierto’; de zonas arqueológicas y bellos templos y edificios coloniales, así como de haciendas criadoras de toros de lidia. El turismo ecológico y de aventura es muy popular en la entidad. Su infraestructura y servicios son excelentes, por lo que no debes dejar de visitar este maravilloso pedazo de la geografía nacional.

Plaza de Toros

Catedral de Nuestra Señora de la Asunción